Carles



Estos dias ando trasteando con una camarita que me han prestado los chicos de Olympus, una E-P1 (la tengo que devolver el lunes, jejeje, que putada!). Aún es pronto para sacar conclusiones, a duras penas la acabo de configurar a mi gusto. Esa configuración es del tipo clásico, punto de enfoque central, retención de la medición de modo puntual adjudicada al botón FN e iso automático con el tope alto hasta 1600, que es hasta donde me ha parecido que aún no aparece excesivo ruido. Y me he tirado a la calle, a ver que encuentro. Los próximos dias, mas.
Ah, gracias Albert y buen fin de semana a todo el mundo!
Olympus E-P1 + Zuiko 17mm

7 amigos han escrito:

F.ReyDaluz dijo...

Ya contarás...
Me interesan mucho tus impresiones, ya lo sabes.
Especialmente el enfoque (velocidad con diferente intensidad de luz, y sensibilidad en situaciones de bajo contraste) bokeh + distancias de profundidad de campo, y lo más importante... si genera adicción???
saludos

Martin Gallego dijo...

Jejejej, vaya deberes me has puesto! Me voy a la calle.....

Ángel Corrochano dijo...

Una toma muy divertida.
Por cierto, que tal ves esa cámara?, la encuentras suficientemente seria, o te parece una simple operación de márketing

Cordiales saludos

Brais Palmás dijo...

Buenas tardes
Que gran libro has hecho. No se porque felicitarte más, si por las fotografías o por los tan originales comentarios que las acompañan y que han arrancado más de una carjada mientras esperaba al bus. Eso si, la gente me empezó a ver un poco raro.
Enhorabuena.

hikari dijo...

Puede que por fin esta cámara sea el recambio de mi vieja powershot s70 , a ver que contáis los afortunados que habéis tenido la fortuna de probarla.

Saludos !

La Caverna de la Luz dijo...

Una pasada y una cámara muy a tener en cuenta para llevar encima... cuando la saquen en negro, claro.

Campurriana dijo...

Un bonito retrato de la infancia más feliz. Me gusta el color y la ilusión que transmite. Que se sigan portando así de bien las cámaras y los retratados.